Información relacionada


Problemas comunes de la rótula

Si la rótula se “descarrila” aunque sea ligeramente (es decir, tiene un problema de recorrido), su superficie posterior puede someterse a presiones desiguales. Esta falta de uniformidad puede causar dolor y dificultar los movimientos como caminar y bajar escaleras. A continuación se describen varias causas comunes de dolor en la rótula.

Daño en el cartílago

A veces, el cartílago situado detrás de la rótula o en el surco del fémur se daña y no puede distribuir la presión uniformemente. Esta presión desigual empeora aún más el desgaste del cartílago.

Vista frontal de una rodilla doblada en donde se ve daño del cartílago.

Dislocación

A veces un músculo o ligamento de la rodilla se contrae en sentido incorrecto, o la rótula se somete a demasiado esfuerzo. Estas presiones pueden hacer que la rótula se salga parcialmente (subluxación) o totalmente (dislocación) de su surco.

Vista frontal de una rodilla doblada en donde se ve la rótula dislocada.

Tendinitis rotuliana

La tendinitis rotuliana (“rodilla de saltador”) surge debido a la sobrecarga o exceso de tensión en los músculos cuadríceps. Durante el movimiento, el tendón rotuliano absorbe más impactos de lo normal y termina irritándose o dañándose.

Vista frontal de una articulación de rodilla que muestra el tendón rotuliano inflamado.

Síndrome de plica

Las bandas de plica son fibras de tejido que algunas personas tienen cerca de la rótula. Generalmente son inofensivas, pero en algunos casos se pueden irritar o inflamar.

Vista frontal de una articulación de rodilla en donde se ve la plica sinovial.

© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Powered by Centene