Información de salud


Biopsia de pulmón guiada por TC

La biopsia de pulmón guiada por TC es un procedimiento indicado para tomar pequeñas muestras de tejido de una zona anormal del pulmón. Durante el procedimiento se emplea un método de obtención de imágenes llamado tomografía computarizada (TC), que muestra imágenes en vivo del pulmón. A continuación se extirpan (sacan) las muestras de tejido con una aguja fina. Estas muestras analizan en un laboratorio para determinar si tienen células cancerosas u otros problemas.

Corte transversal del pecho donde puede verse una aguja que toma una muestra de una zona anómala en el pulmón.
Corte transversal del pecho donde puede verse una aguja que toma una muestra de una zona anómala en el pulmón.

Cómo prepararse para el procedimiento

Siga todas las instrucciones que le haya dado su proveedor de atención médica.

Dígale todos los medicamentos que usa. Es importante que su proveedor sepa antes del procedimiento si toma algún anticoagulante o si tiene algún problema de sangrado.

Quizás tenga que dejar de tomar algunos de estos medicamentos (o todos) antes del procedimiento. Esto incluye lo siguiente:

  • Todos los medicamentos recetados

  • Diluyentes de la sangre (anticoagulantes)

  • Medicamentos de venta sin receta, como aspirina e ibuprofeno

  • Drogas ilegales

  • Hierbas, vitaminas y otros suplementos

También debe informarle si se encuentra en alguna de las siguientes situaciones:

  • Tiene un marcapasos.

  • Está embarazada o cree que puede estarlo.

  • Está amamantando.

  • Tiene alergia o intolerancia a algún medicamento o sustancia.

  • Tiene tos crónica, una nueva tos u otra enfermedad.

  • Usa oxigenoterapia en su casa.

  • Fuma o bebe alcohol con regularidad.

Siga cualquier indicación que le den sobre no comer ni beber antes del procedimiento.

El día del procedimiento

El procedimiento lleva unos 60 minutos. Si se incluye el tiempo de preparación y recuperación, el procedimiento lleva varias horas en total. Es probable que regrese a su casa el mismo día.

Antes de que comience el procedimiento:

  • Le pedirán que firme un formulario de consentimiento informado. Este formulario afirma que usted comprende los beneficios y los riesgos del procedimiento y que acepta que se realice. Asegúrese de evacuar todas sus dudas sobre el procedimiento antes de firmarlo.

  • Es posible que le coloquen una vía intravenosa en una vena de la mano o del brazo. Esto se hace para administrarle líquidos y medicamentos.

  • Para que no sienta ningún dolor durante el procedimiento, es posible que le administren anestesia. Según cuál sea el tipo de anestesia que le pongan, usted estará despierto, adormecido o en un estado parecido al del sueño profundo durante el procedimiento.

Durante el procedimiento:

  • Usted se acostará sobre una camilla para tomografía. Es posible que esté boca arriba, de costado o boca abajo. A continuación se toman imágenes de su pulmón con el tomógrafo (escáner). Esto ayuda al proveedor a encontrar el mejor lugar para situar la aguja en los pulmones.

  • Se marca la piel en el lugar donde se insertará la aguja (sitio de la biopsia). Se inyecta en el sitio un medicamento que adormece la zona.

  • Con las imágenes de la tomografía como guía, el proveedor hace pasar la aguja a través de la piel adormecida entre las costillas hasta el interior del pulmón. A continuación toma muestras de tejido de la zona anormal del pulmón. Las muestras se envían a un laboratorio, donde se analizan para determinar si hay algún problema.

  • Cuando termina el procedimiento, se quita la aguja. Se aplica presión en el sitio de la biopsia para ayudar a detener el sangrado. Por último, el sitio se cubre con un apósito.

Después del procedimiento:

  • Lo trasladarán a una sala para que descanse hasta que pasen los efectos de la anestesia.

  • Podría hacerse una radiografía de tórax (pecho). Es para comprobar que no haya habido complicaciones en los pulmones ni en el lugar en el que se colocó la aguja.

  • Cuando le llegue la hora de irse, pida a un familiar o a un amigo adulto que lo lleve a casa.

Recuperación en el hogar

Es posible que expulse una pequeña cantidad de sangre en la tos poco después del procedimiento. Más adelante, quizás tenga cierto dolor alrededor del sitio de la biopsia. Una vez que esté en casa, cumpla todas las instrucciones que le den. Asegúrese de hacer lo siguiente:

  • Tome todos sus medicamentos de la forma indicada.

  • Cuídese el sitio de la biopsia según las instrucciones.

  • Revise el sitio de la biopsia para ver si tiene signos de infección (lea más adelante).

  • No se bañe ni se duche hasta que el proveedor lo autorice. Si lo desea, podrá lavarse con una esponja o toalla pequeña.

  • Evite levantar objetos pesados o hacer otras actividades enérgicas, según las indicaciones.

  • Si necesita viajar en avión, pregúntele al proveedor cuándo puede hacerlo. Podrían decirle que no puede viajar en avión durante unas semanas. Es porque los cambios de presión afectan los pulmones.

Cuándo llamar a su proveedor de atención médica

Llame al 911 o a los servicios locales de emergencias si tiene dificultad grave y repentina para respirar. Podría tratarse de una emergencia que ponga en riesgo su vida.

Si tiene síntomas menos graves, pero que resultan preocupantes, llame a su proveedor de atención médica. Si no logra comunicarse con su proveedor, vaya a la sala de emergencias si tiene alguno de los siguientes signos o síntomas:

  • Fiebre de 100.4 ° F ( 38 ° C) o más, o según le haya indicado su proveedor de atención médica

  • Dolor de pecho repentino, falta de aliento o desmayos

  • Tos con mayor expulsión de sangre cada vez

  • Signos de infección en el sitio de la biopsia, como mayor enrojecimiento o hinchazón, sensación de calor, empeoramiento del dolor, sangrado o secreción maloliente

Visitas de control

El proveedor que ordenó la prueba le explicará los resultados de la biopsia durante una cita de control. Es probable que los resultados estén listos en un plazo de 1 a 2 semanas. Si se requieren otras pruebas o tratamientos, el proveedor se los explicará.

Riesgos y posibles complicaciones

  • Una fuga de aire en el pulmón (neumotórax), que podría requerir hospitalización y tratamiento para volver a inflarlo.

  • Sangrado al interior del pulmón o en sus alrededores.

  • Infección de la piel o del pulmón.

  • Lesión a otras estructuras en el pecho.

  • Riesgos de la anestesia. Este tema se le explicará antes del procedimiento.

© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Powered by Centene